Los secretos del turismo en Mallorca

, , Leave a comment

Catedral de Mallorca

Hace poco os hablamos de cómo Mallorca es un destino clave para disfrutar de una gastronomía deliciosa y muy particular, dotada de platos sabrosos que merece la pena probar. En este caso queremos hablar de Mallorca de una forma más general para contaros algunos de los secretos que esta tierra ofrece a los visitantes que viajan a ella. Así, si quedas interesado busca viajes a Mallorca con Rumbo.es compara precios y piensa en hacer un viaje a este lugar que tantos turistas atrae todos los años.

Según cifras recientes los turistas más interesados en Mallorca proceden principalmente de Europa. No sorprende a la vista de los muchos atractivos que proporciona este lugar para residentes en el continente, que encuentran un toque de familiaridad, pero también sensaciones especiales propias e inconfundibles. La mayor cantidad de los visitantes es tradición que provenga de Alemania, con unos viajeros amantes de la gastronomía de Mallorca que saben disfrutar de sus playas y del tiempo libre en la isla. La segunda región de procedencia es Reino Unido, que también se mantiene muy estable y por cercanía elige Mallorca como forma de visitar España manteniéndose en un entorno que resulta más similar al de su país sin tener que acceder al interior de nuestra nación. La tercera plaza la ocupan los propios españoles, lo cual es una buena demostración de cómo España se deja llevar por el atractivo de una isla que tiene muchos factores para convencerles. Los viajeros nórdicos, franceses, suizos y austriacos también suelen elegir este destino para sus vacaciones.

Cuando llegan a Mallorca se encuentran con un buen clima mediterráneo, una oportunidad de disfrutar del tiempo libre con multitud de actividades y con una sociedad que está muy habituada a amoldarse a la visita de turistas de todo el mundo.

Los viajeros que lleguen a Mallorca dispuestos a descubrir algunas de sus fiestas más tradicionales deberían tener la oportunidad de pasar un 31 de diciembre en la isla. Aunque es una fecha distinta en cuanto a propuestas turísticas, por el apego que se tiene normalmente al último día del año, en este sentido Mallorca disfruta no solo del final de un periodo, sino también de la celebración de una fiesta que perdura en el tiempo desde que comenzara a organizarse en el año 1229. Está considerada como una de las celebraciones más antiguas de toda Europa, lo que le ha proporcionado un nivel de atractivo superior al que podamos imaginar. En ella el factor de celebración es la conquista que realizaron las tropas de Jaime I en el pasado, un evento que todavía está grabado a fuego en la historia de Mallorca y que se celebra con alegría antes de terminar el año.

Visitar Mallorca

El mes de enero también es recomendable para la visita turística, dado que a lo largo de su periodo se llevan a cabo varias celebraciones de interés turístico. Las festividades comienzan el día 16 a lo largo de algunos de los pueblos de Mallorca y extendiéndose por todo el territorio de la isla un día después para la celebración de la fiesta de San Antonio Abad. Unos días más tarde es el turno de San Sebastián, la fiesta del patrón de la isla, que disfruta de una popularidad especial y que basa parte de su atractivo en una velada con muchos seguidores. Esta fiesta, que encuentra su momento de plenitud el día 20 de enero, dispone de otros incentivos para los visitantes. Por ejemplo, se llevan a cabo hogueras a lo largo y ancho de la ciudad y también se comen unas tostadas muy características que reciben el nombre de torradas. Dado que Mallorca es un lugar que presta gran interés en su gastronomía al embutido, es de agradecer para el visitante que esta festividad proponga comer tostadas con embutido. Destacan, por ejemplo, las torradas de sobrasada, con las que se puede disfrutar de uno de los sabores más característicos de la gastronomía de la isla.

Las propuestas de ocio en Mallorca son variadas y van desde lo más cultural, con buenos museos de por medio, hasta planes para toda la familia que reúnen todo tipo de actividades. El Paseo Marítimo ofrece una propuesta muy animada en la que podemos pasar un buen rato, sobre todo con paseos nocturnos si viajamos acompañados de la familia. Para realizar compras y tener un día más urbano tenemos el centro comercial Porto Pí centro, mientras que si lo que queremos es bailar y disfrutar del ritmo, es muy recomendable visitar el Tito’s Palace, que se encuentra en el propio Paseo Marítimo.

Los contrastes son frecuentes en Mallorca y, como decimos, también tiene propuestas culturales recomendables, como el Museo Es Baluard o la Capilla de la Misericórdia, dedicados a diversos temas. En Mallorca es difícil no encontrar un plan turístico que sea capaz de complacer a los distintos tipos de visitantes que lleguen, por lo que solo hay que buscar lo que más le interese a cada uno.

Foto: GuenterRuoppCaroline Menezes Torres Bagger

 

Responder

(*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado